Grotte de la Cabre o la “cueva de la Cabra” está en la comuna de Vallon-Pont-d’Arc, departamento de Ardèche, región de Auvergne-Rhône-Alpes. Es otra de las cuevas de la parte alta de las espectaculares gargantas del río Ardèche, en este caso situada a unos 20 metros sobre el nivel del río. Se trata la cueva más grande de este sector de acantilados. Es propiedad del departamento.

La cueva y sus figuras fueron descubiertas en 2002 por los espeleólogos Braize y Raimbault en el contexto de los trabajos espeleológicos que efectuaron en el valle del Ardèche.

Imagen de la zona de meandros de las gargantas del río Ardèche donde se sitúa Grotte de Cabre, en la comuna de Vallon-Pont-d’Arc.

El aspecto de la cueva ha cambiado mucho desde el Paleolítico, parte de la entrada se derrumbó en algún momento ladera abajo, la cavidad en origen sería más larga que los aproximadamente 10 metros actuales y las figuras del interior estarían más protegidas de los fenómenos atmosféricos que hoy en día. Parece que con el tiempo se ha perdido mucho material arqueológico.

Tiene una entrada de unos 3 metros de diámetro que acaba en un embudo de unos 20 centímetros de diámetro, se trata de una única galería en forma de bayoneta, el irregular suelo está cubierto de calcita, asciende desde la entrada.

Las representaciones son pinturas rojas y están en diferentes zonas de la cueva, en la parte trasera de la actual entrada, algunas están cubiertas de calcita oscura. Muchas figuras son restos residuales, hay una posible mano negativa. La que puede ser un gran bisonte está dibujada con una línea muy gruesa, puede ser pintura extendida con el dedo.

La figura que da nombre a la cueva es un dibujo de un ciervo o una cabra joven, tiene marcas que pueden ser cuernos y un punto rojo hace las veces del ojo.

Es difícil establecer la época en la que se hicieron las pinturas, son sin duda del Paleolítico Superior, pero no se puede establecer una fecha más exacta.

Ekainberri

Leave a reply

X